Cómo sacar la APEC Business Travel Card: una herramienta para el comercio exterior

 

viajes_de_negocio_

En el marco del Foro de Cooperación Asia Pacífico se creo una tarjeta para viajes de negocios internacionales, la APEC Business Travel Card (ABTC), con la cual no se requiere visa para viajar a los países miembro. El objetivo es que se transforme en una herramienta para que quienes hagan negocios internacionales tengan libertad de tránsito y acorten los tiempos dedicados a los trámites.

 

Con esta tarjeta las empresastarjeta apec y los ejecutivos se verán beneficiados por un desplazamiento internacional más fluido ya que tendrán un trato preferencial en los trámites de migración en los principales aeropuertos de los países participantes.

Las economías que participan son: Australia, Brunei, Chile, China, Hong Kong, Indonesia, Japón, Corea, Malasia, Nueva Zelanda, Papua Nueva Guinea, Perú, México, República de Filipinas, Singapur, Tailandia, Rusia y Vietnam. Estados Unidos se encuentra en una situación especial, ya que debido a las leyes migratorias restrictivas de ese país, en 2009 solicitó una exención excepcional de tres años en la cual los nacionales norteamericanos pudieran recibir los beneficios otorgados por la tarjeta, sin que hubiera reciprocidad. Este pedido fue amparado en el argumento de que el país evaluaría durante ese lapso, el funcionamiento del acuerdo y la posibilidad de incorporarse plenamente. Sin embargo, en el año 2013, la exención venció y Estados Unidos solicitó una “excepción indefinida”, es decir, continuar recibiendo los beneficios sin otorgar reciprocidad para seguir evaluando el sistema indefinidamente.

 

En Chile, la tarjeta se debe solicitar a través de las Asociaciones empresariales que colaboran en este proceso con el Gobierno, ellas son: Asociación de Exportadores de Productos Manufacturados (ASEXMA), Cámara Nacional de Comercio, Sociedad de Fomento Fabril (SOFOFA) y Cámara Chileno China de Comercio Industrial y Turismo. Allí se debe presentar la solicitud, junto con una fotografía color 4 x 4, una fotocopia del pasaporte, el certificado de antecedentes para fines especiales emitido por el Servicio de Registro Civil e Identificación, la constancia de pago de la APEC y un certificado donde conste la calidad de persona de negocios emitido por alguna de las asociaciones mencionadas o documentación que permita acreditarla. Para presentar la solicitud no es necesario ser socio de dichas asociaciones.

 

Los requisitos para poder obtener la APEC Business Travel Card son:

 

  • Ser chileno
  • Poseer pasaporte chileno vigente, ordinario u oficial
  • No haber sido procesado o condenado por delitos que la ley califique como crimen o simple delito.
  • Ser persona de negocios o funcionario del Gobierno relacionado con los negocios o actividades del Foro de Cooperación Económica del Asia Pacífico.
  • No poseer antecedentes comerciales negativos.

 

En la solicitud se explica qué se entiende por persona de negocios: “aquella que se dedique o esté relacionada con el comercio de bienes, la prestación de servicios o la realización de actividades económicas productivas, financieras o de inversión, y que requiera viajar por períodos breves dentro de la región del Asía Pacífico con estos fines”.

Una vez hecha la solicitud, el trámite puede tardar entre seis meses y un año, ya que debe ser autorizada por todos los países adheridos al acuerdo. Una vez concedida, tiene una duración que equivale a la vigencia del pasaporte, con un máximo de tres años desde la fecha de su emisión, y siempre se debe acompañar del pasaporte. La tarjeta contempla un plazo máximo de estadía por viaje que no supera los noventa días.

Se ofrece también la opción de una tarjeta provisoria rápida, cuya autorización será realizada solo por las economías que el solicitante requiera. Se pueden elegir hasta cinco países a donde se tenga urgencia de viajar, y esos son los países que aprobarán la solicitud, por lo que el trámite se agilizará considerablemente.

La tarjeta tiene un costo de US$ 100, tanto para la solicitud como para la renovación.

 

comercio-internacional

Esta tarjeta puede resultar extremadamente útil a los gerentes, representantes de comercio exterior y ejecutivos para agilizar los tiempos de los trámites burocráticos y así optimizar el tiempo dedicado a lo que les ocupa: los negocios.

Nuevo acuerdo entre China y Estados Unidos para reducir la emisión de gases tóxicos

 

 

Los presidentes Barack Obama, de Estados Unidos, y  Xi Jinping, de China, anunciaron un acuerdo para reducir la emisión de gases tóxicos, y así intentar evitar los efectos del cambio climático.

Obama y Jinping

El anuncio tuvo lugar en Beijing, en una conferencia de prensa dada por los dos mandatarios en el marco de la cumbre APEC (Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico), foro del que los dos países son miembros, y en donde también estuvo participando la presidenta Michelle Bachelet.

 

El presidente de Estados Unidos aseguró que su país, reducirá de un 26 a un 28 por ciento sus emisiones con respecto a los valores de 2005 para el año 2025. Por su parte, Jinping dijo que China también limitará sus emisiones en un 20 por ciento desde el año 2030.

 

Obama destacó que este es un “acuerdo histórico” y también lo calificó como “ambicioso, pero alcanzable”. Se espera que este acuerdo sobre reducción de gases de efecto invernadero logre promover un pacto similar, pero a nivel global entre las naciones que participarán, en 2015, de la conferencia sobre cambio climático que tendrá lugar en París.

 

Precisamente, China y Estados Unidos son los dos países que generan más contaminación en el mundo. China se adjudica un 18.4 % del total de contaminación global y su par americano, un 22%. El ex presidente norteamericano Bill Clinton ya había firmado el Protocolo de Kyoto, en 1997, comprometiéndose a reducir en un 6% la contaminación producida por el país. Sin embargo, el congreso no lo ratificó, y posteriormente, George Bush, cuando llegó a la presidencia, se retiró del protocolo ya que consideraba que afectaría gravemente la economía estadounidense y le parecía injusto que a los países en vías de desarrollo no se le exigieran las mismas metas.

ciudad contaminada

A principios de este año, el Gobierno chino tuvo que dar la alerta naranja, que es la segunda en peligro y gravedad, en base al grado de contaminación de la ciudad de Beijing. Debido al riesgo para la salud de millones de personas, dispuso que se cerraran o disminuyeran la actividad en las fábricas, así como detener las obras de construcción que amenazan con incrementar la polución del aire. En esta ciudad el smog es claramente visible como si fuera una niebla y no es poco común ver a la gente usando barbijos para poder respirar.

contaminacion-china

Como parámetro para entender el estado de la situación, se puede tomar el de la Organización Mundial de la Salud que estableció el límite máximo tolerable de PM 2,5 (que son partículas de 2,5 micrones de diámetro o menos, que pueden causar graves problemas de salud como cardiopatías, neuropatías y cáncer, ya que son tan pequeñas que pueden alojarse en los pulmones e, incluso pasar al torrente sanguineo) en 25 microgramos por metro cúbico. En Beijing, el Departamento de Control Medioambiental, advirtió que las PM 2,5 alcanzaban los 500 microgramos por metro cúbico, es decir, 20 veces más que el máximo recomendado por la OMS.

el smog en china

Frente a estos escalofriantes datos surge la pregunta sobre si el acuerdo tiene algún valor, establecido así como está para dentro de 10 a 15 años, es decir, cuál será el estado de contaminación de la Tierra para ese momento y si los daños causados serán reversibles. También es imperante saber qué sucederá en todo ese tiempo con los problemas de salud que padecerá la población y, sobre todo, con las muertes asociadas a la contaminación.

Michelle Bachelet participó en la inauguración de APEC en China

 

Mientras participa del Foro APEC CEO Summit 2014, en Beijing, China, la Presidenta se refirió a las reformas que impulsa su gobierno, a las políticas de libre comercio, al peso de la APEC en el mundo, y las políticas por las que viene trabajando desde su creación.

 

Foro-APEC-Bachelet
El Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC) fomenta las relaciones de cooperación económica, técnica y las inversiones entre los países de Asia y el Pacífico. Fue establecido en 1989 y cuenta con la participación de 21 países. El peso que tienen las economías de estos países se pueden traducir en números: la suma del Producto Nacional Bruto iguala al 56% de la producción mundial. Chile se cuenta entre sus miembros desde el año 1994 y fue el encargado de organizar la cumbre de 2004. Este año, la XXI Cumbre de líderes de APEC tiene lugar en el Centro Nacional de Convenciones de China, en Beijing.
En la inauguración de este encuentro, Bachelet indicó que Chile se posiciona como un puente de rápida conexión entre Latinoamérica y el bloque de países de Asia-Pacífico en la creación de una mayor integración y prosperidad. En este mismo sentido, destacó la importancia de una mayor integración comercial e invitó al MERCOSUR a unirse en el proyecto y así mejorar el diálogo entre Latinoamérica y los países de la cuenca del Pacífico.
Al respaldar un tratado de comercio libre y abierto entre todos los países miembros del Foro remarcó la condición pionera de Chile en cuanto a la conformación de este tipo de tratados. Recordó que actualmente, el país lleva firmados tratados de libre comercio con 63 países, que incluyen a las economías más grandes e importantes del mundo. Chile entendió “bien temprano que el área más dinámica del mundo y con las economías que crecen más rápido es Asia”, subrayó en su discurso.

Bachelet
La Presidenta también destacó la importancia de otras actividades que lleva adelante la APEC, no necesariamente relacionadas con aspectos comerciales, pero que fortalecen el desarrollo de las sociedades, como las políticas por la igualdad de género, la lucha contra la corrupción, la reducción de desigualdades y la inclusión social de personas con capacidades diferentes.
Desde China, la mandataria chilena también habló sobre las reformas que impulsa su gobierno, y aseguró que garantizarán un alto nivel de formación para todos. Explicó que la reforma tributaria tiene el objetivo de “financiar con ingresos permanentes la reforma educativa y otras políticas de protección social”, a la vez que “avanzar en una tributación justa”. Además, remarcó que se busca promover la inclusión social, establecer un acceso universal, gratuito y de calidad a todos los niveles educativos, lo que se traducirá en una mayor equidad, democracia y gobernabilidad.